Un Murciélago Me Contó Que...

Un Murciélago Me Contó Que...

Un Día Como Hoy:

Everyday Is Halloween

 photo tiny_ghost_in_a_bottle_by_gutterface-d63h348_zpsefmc083u.gif

Puedes Agregarme En Xbox 360 - One

 photo halloween-ba4444444nner_23-2147521169_zpsb4np3ata.jpg

Este Blog:

Es un espacio
donde expreso mis sentimientos, pensamientos e ideas.
Al igual es un espacio donde la gente
puede cúltivarse más que con la televisión
aunque en la televisión sin duda existen
canales con maravillosa calidad de educación.
Así que tanto la información como las imágenes son tomadas de distintos sitios.
(Si la imagen o información es tuya no olvides dejarme un comentario para poner el autor/a).

Atte: Desire Mortem

¡Afíliame!

Aquí te dejo mi banner para que puedas afiliarme a tu blog y por supuesto afiliar el tuyo. Cuando lo hagas no olvides avisarme.

 photo FotorCreated_zpsoarfazs9.jpg

viernes, 25 de noviembre de 2016

Meteorito Funkang: El más hermoso


Cuando se estrelló contra la superficie de la Tierra, hubo pocos signos de la belleza que había dentro. Pero un corte del meteorito Fukang abierto ha dado una vista impresionante.


¿Alguna vez se han preguntado cual sería la roca más impresionante que el hombre haya visto nunca?. Les presento al meteorito de Fukang, del que se cree que tiene aproximadamente 4.500 millones de años y que es tan antiguo como la propia Tierra. Fue descubierto en las montañas cerca de Fukang, China, en el año 2.000.

El meteoro en cuestión, fue encontrado por un excursionista que habitualmente se sentaba en él para tomar su almuerzo. Un día, extrañado por los cristales relucientes de la roca y exclusivamente por curiosidad, martillo y cincel en mano, tomo una muestra que mandaría a EEUU para que fuese analizada. Efectivamente, se trataba de un meteorito muy especial.

Este hermoso meteorito es un Palasito, un tipo de meteorito con cristales translúcidos dorados, de un mineral llamado olivina, incrustados en un panal plateado de níquel y hierro.

Según los expertos del laboratorio de Arizona, los Palasitos se componen aproximadamente de un 50% de olivino y cristales de peridoto, y un 50% de metales como níquel y hierro, que le da la apariencia de mosaico tan característica. Se cree que esta reliquia proviene de la formación de los planetas y son ejemplares rarísimos de encontrar, puesto que no representan más del 1% de la cantidad total de meteoritos que existen.


Al parecer, los Palasitos, que tienen 4.500 millones de años, provienen de la formación del Sistema Solar y son tan extremadamente preciados porque muy pocos ejemplares sobrevivieron al descender a la Tierra a través de la atmósfera terrestre, puesto que la mayoría se desintegran.

El meteorito original de Fukang pesaba cerca de 450 kg, pero era inevitable que todo el mundo quisiera hacerse con un pedazo tan especial del cosmos. Desde entonces, el Palasito ha sido cortado en rebanadas, que le dan ese aspecto de vidrieras cuando el Sol pasa a través de ellos. Actualmente los pedazos suelen ser subastados por todo el mundo.

Un total de 31 kg de la roca se encuentran en el depósito de la Universidad de Arizona. Marvin Kilgore, de la Universidad del Centro de Meteoritos del suroeste de Arizona, posee una cantidad similar, mientras que un coleccionista anónimo tiene la porción más grande.


Es tan sumamente valioso que los pequeños pedazos de esta maravillosa roca se venden entre 30 y 50 dólares el gramo. En abril de 2008, salió a subasta la porción más grande del meteorito, cuyo precio de salida era de 2 millones de dólares, en una subasta de Bonham, Nueva York. Sin embargo, la pieza en cuestión se quedó sin comprador porque los posibles oferentes quedaron más impresionados por el estiércol fosilizado de un dinosaurio que tenía 130 millones de años.

El hallazgo del meteoro de Fukang es uno de los mayores descubrimientos de meteoritos del s.XXI. Concretamente se dice que este meteorito es el más bello de todos los Palasitos que se hayan encontrado nunca. No obstante, no es el más grande. En 2005, el cazador de rocas espaciales, Steve Arnold, desenterró una muestra que pesaba 635 kg en el estado de Kansas, EEUU.

Parece que el universo - espacio guarda los tesoros más preciosos que pudiéramos imaginar y éste quiso compartirlo con la tierra.

 ¿Les gustaría obtener un pedacito de cosmos? 

Aunque parezca un panal de abejas no niego que es una maravilla y que impacta su estructura.

¿Que otros tesoros habrá esparcidos por nuestro planeta?

¡Hasta pronto murciélaguitos!

Información Obtenida de "lavozdelmuro.net"


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu comentario es muy importante para mi, pues me gusta saber que piensa u opina la gente. De ante mano muchas gracias por dejar un comentario y recuerda que si es ofensivo se eliminará inmediatamente.